¿Cuál es el techo de La Fonte D´Oro?

(Por Martín Monita) La pregunta pareciera asociarse más a una cuestión económica que a un techo en el sentido más literal de la palabra. Y si bien el crecimiento de La Fonte D´Oro en el último tiempo es por demás notable, siendo en la actualidad la cadena de cafés más importante de la ciudad con numerosas sucursales, el disparador de esta nota es definitivamente una cuestión arquitectónica que despierta curiosidad, acaso el sentir más directo de la profesión del periodista.

Image description
Image description
Image description
Image description
Image description

El Paseo Diagonal, el centro comercial que tiene su fuerte en las cuatro salas de cine y el local de McDonald´s en su esquina de la calle Belgrano, viene sufriendo varios cambios. El más reciente fue el cierre de su otra esquina, la de Rivadavia dejando la firma de calzados Boating un espacio significativo aún por llenar. Y en coincidencia la crisis de la confitería Boston, completó el vacío de la planta baja, dando lugar a la instalación de una nueva sucursal de La Fonte D´Oro, que al mejor estilo McDonald´s cual agente inmobiliario, a esta altura posee las mejores ubicaciones comerciales de la ciudad.

Lo curioso es que la puesta a punto del lugar -que en un principio para no perder la clientela de la Boston había instalado una suerte de carrito/foodtrack expendedor de café- tiene un singular ¿atractivo? en el proyecto por tratarse de un espacio de grandes proporciones y en donde la vista y la luz natural son característicos del shopping de la diagonal de los Tilos.

Ya en funcionamiento, vale mencionar que la barra de marmol verde es todo un hallazgo, lo mismo que los sillones dorados, las mesas altas (con enchufes en el centro) y los nuevos espacios, ganados a anteriores desniveles, son toda una pieza de relojería suiza que engalana al Paseo, tanto como invita al disfrute del buen café, que por cierto, marca a su vez el retorno de Cabrales al lugar que La Boston había reemplazado por las capsulas de Nespresso. Pero es el techo, que copó la atención de este redactor.

Apenas se ingresa a la carrera de arquitectura, a los estudiantes se les aconseja "mirar para arriba", ver cómo terminan las líneas de los edificios y sus puntos en común con la geografía en la que se encuentran. Así es que en Mar del Plata, por ejemplo, muchos emulan la proa o cabina de un barco, siendo ésta una ciudad costera.

En el caso de La Fonte del Paseo (y aclaramos: la del Paseo Diagonal y no el Aldrey), observando desde el primer piso del lugar (a donde se ubica otro local gastronómico con propuesta para el público infantil, un Bapro Pagos y los baños públicos), el entramado del techo es por demás curioso. Como si se tratara de un Tetris, un deck desigual o una forma de aislarse del contexto en el que se encuentra, la nueva Fonte propone un techo que invita, por lo menos a buscar el por qué de tamaño entramado en un lugar en el que la vista, se supone es preponderante.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: